Coqueteo fugaz entre Wonder Woman y la ONU

por | 13 Sep, 2017 | BLOG | 0 Comentarios

Wonder Woman es una superheroína, una princesa guerrera, creada en 1941 por William Moulton Marston para la editorial DC Comics, y convertida en protagonista de una de las películas más taquilleras de la historia del cine, dirigida por Patty Jenkins y estrenada en 2017. Los valores que defiende son la justicia, el amor, la paz y la igualdad entre hombres y mujeres. Hasta aquí bien.

El estreno de la película fue por todo lo alto y catapultó a Wonder Woman a rango de icono global. La primera superheroína encarnada por una mujer. Una mujer defendiendo los valores con la misma fuerza que muchos de los héroes con los que hemos crecido, igual que Tarzán, El Capitán Trueno, Superman, Mazinger Z, El Increíble Hulk, Batman, Spiderman… bueno igual del todo no, porque resulta que esta vez se trata de una mujer.

Y como el estreno ha coincidido con una época en que la lucha por la igualdad de género en todos los ámbitos de la vida vuelve a ser noticia, pues a las Naciones Unidas se le ocurrió proponerla, en octubre de 2016, como su embajadora de honor para hacer campaña en pro del empoderamiento de la mujer y la igualdad de género. Una heroína de cómics, una fantasía, ha sido la mejor opción que se le ha podido ocurrir a las Naciones Unidas para encarnar un problema real que afecta el día a día de la inmensa mayoría de las mujeres. ¿Esta decisión fue meditada?.

La propuesta duró dos meses. En diciembre del mismo año, ante la protesta por internet de 45.000 miembros de la ONU, se revocó. Está claro que una cosa es la fantasía de una heroína para nuestro entretenimiento y otra muy diferente es que la ONU, como institución, fantasee con el personaje hasta el punto de verla como su nueva Marianne particular.  Una de las personas que participó en la protesta arguyó al diario británico The Guardian algo que parece bastante sensato: “Para algo tan importante se necesita una mujer o un hombre como portavoz, alguien que pueda viajar, que pueda defender estos derechos, alguien capaz de tener una opinión y al que se le puede entrevistar, alguien capaz de estar al frente de los 192 estados miembros para así impulsar los cambios necesarios en cada uno de los estados”.

Además, la imagen de una mujer guerrera, con un cuerpo escultural, moldeado por un corsé, que se mueve como una amazona mientras le ondea la melena al viento… ¿no son todos atributos que se supone que estamos intentando superar para conseguir una sociedad menos masculinizada? La incoherencia es bastante obvia y el asunto que tiene la ONU entre manos bastante serio como para andar jugando.

Hay muchas personas en las que podían haber pensado, que están al pie del cañón luchando a su manera, sin dar saltos de tarzán, por la promoción de la mujer y la igualdad de género. Por citar algunos que ya hemos mencionado en diferentes posts: la actriz Emma Watson (@EmmaWatson), que, desde aquel conmovedor discurso que dio ante la ONU en 2014, sigue comprometida, como embajadora de la UN Women, con la defensa de la igualdad de género en todos los ámbitos;  la veterana activista feminista Gloria Steinem (@GloriaSteinem); el primer ministro canadiense, Justin Trudeau (@JustinTrudeau ‏); Meral Guzel (@MeralGuzel_UNW), coordinadora regional de ONU Mujeres para Europa y Asia Central, o la abogada española Miriam González Durántez, que lleva promoviendo su campaña Inspiring Girls desde el 2013 para incidir en la raíz del problema.

La ONU nombra al personaje de Wonder Woman embajadora de honor de su campaña para el empoderamiento de la mujer, 2016.

 

Nos encantaría conocer tu opinión, si Wonder Woman te parece una buena opción como embajadora de honor para la promoción de la mujer, o si te ha parecido mejor que hayan dado marcha atrás en la decisión.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *