Lo mejor de los viajes son los encuentros

por | 22 Sep, 2017 | APRENDER, CULTURA, NOS GUSTA | 0 Comentarios

De paseo por los acantilados dublineses con Shane

Cocinando umami en Tokyo con Yukari

Ruta de arquitectura en San Francisco con Jay

Curso de horticultura sostenible en Venecia con Nicole

Intento huir del cliché “experiencias” que se ha puesto tan de moda, como si antes no hubiésemos sido capaces de experimentar… nada. Cualquier cosa que venda ahora una campaña de marketing pasa por “la experiencia”. Pero ahora no me queda más remedio que servirme de esta palabra.  La empresa Airbnb especializada en alojamientos turísticos alternativos, que en sus nueve años de existencia se ha extendido por el planeta como la pólvora y que ha sido objeto de controversia por competencia desleal con el sector hotelero, se ha propuesto expandir su marca con AirbnbTrips, una forma de hacer turismo fuera del recorrido estándar: viviendo Experiencias tan particulares que sus clientes son, además de turistas, gente local.

Esta iniciativa la puso en marcha Gloria Molins, hace cuatro años, con su start-up española Trip4real, y Airbnb la ha adquirido recientemente con su fundadora incluida. Su misión es contactar con gremios profesionales y culturales de los enclaves turísticos en cuestión para hacerles partícipes de la nueva red de Experiemcicias Airbnb Trips. La propia gente local se convierte en los protagonistas, ofreciendo al cliente su sabiduría y sus espacios en forma de experiencias, de esas, que si salen bien, no se suelen olvidar. Además, para los viajeros que viajan solos puede resultar una buena oportunidad de pasar un muy buen rato con otras personas.

Esta forma de visitar lugares poco comunes ayuda a diversificar el turismo, que está siendo un gran problema en ciudades como Barcelona. Y es una oportunidad de negocio para la gente local que pone a disposición de los visitantes su savoir faire. Para formar parte de la red como particular hay que ser autónomo y ofrecer algo realmente especial. Si piensas que te puede interesar, aquí tienes la información.

A este tipo de turismo se accede a través de la misma web de Airbnb, que ya dispone de una red de 36 ciudades por el mundo (Nairobi, Detroit, Florencia, la Habana, París, Londres, Los Angeles, San Francisco… ) Entre ellas Barcelona, que lidera el ranking mundial de reservas y cuenta con una oferta de 130 experiencias. Madrid es la segunda ciudad española donde acaba de establecerse, y seguidamente será Sevilla. El precio por experiencia en ambas ciudades ronda los 44 euros.

En su corta vida cuentan ya con una oferta total de 2.500 actividades, por ejemplo: catas de vino y comida en fincas vinícolas de Barcelona, espectáculo de flamenco en peñas fuera de las rutas turísticas en Madrid, ruta por las galerías arte acompañados de una artista también en Madrid, aprender a hacer pasta en una casa particular de Roma, ruta de tiendas de ropa vintage en Dublín, jornada de artesanía en Lisboa, un día en una finca vinícola de la Toscana o una ruta artística por las calles de Londres… Muchas de las actividades tienen un impacto social, así que además de disfrutar puedes colaborar con tu participación. Aquí Airbnb no se lleva ningún porcentaje. La tarifa se destina íntegra a la asociación que organiza la actividad.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *