Sonia Delaunay, una dependienta muy especial

por | 18 Ago, 2017 | CULTURA, NOS GUSTA

La artista vanguardista y polifacética Sonia Delaunay (1885-1979) ha vuelto a Madrid de la mano del Museo Thyssen-Bornemisza. Nace en la actual Ucrania, recibe una educación cosmopolita en San Petersburgo y con algo más de veinte años se va a París a continuar con sus estudios de pintura. Participó de la vanguardia parisiense, experimentaba con los colores y las formas geométricas y abstractas. Convertía lo que veía en un caleidoscopio. Era su forma de interpretar la realidad, abstrayéndola para convertirla en una combinación de colores. Acuñó junto a su marido, el también artista Robert Delaunay, el término «simultanéismo», la búsqueda de un arte que llegue a todas partes, a la vida cotidiana. Era su forma de participar de la vida moderna, urbana y cosmopolita.

Residió en España dos temporadas que fueron clave en la evolución de su obra. La primera durante la I Guerra Mundial porque, a ella y a su marido, les sorprendió de vacaciones en Fuenterrabía y decidieron quedarse lejos de la guerra, entre España y Portugal, empapándose de la luz y del flamenco; y la segunda de 1917 a 1921. El anuncio del estallido de la revolución soviética le llegó en Barcelona, donde se había citado con Serguéi Diáguilev que le quería encargar el ballet Cleopatra. Se quedó de sopetón sin el suministro regular que recibía de su familia rusa y para ganarse la vida decidió abrir una comercio en Madrid, Casa Sonia, una tienda de barrio en la calle Columela que, además de procurarle ingresos, se convertiría en su laboratorio vanguardista particular. Desde allí comenzó a expandir su visión en el mundo de las artes aplicadas. Supuso el germen de sus investigaciones que irían dando sus primeros frutos, diseñaba patrones de ropa para teatro, colaboró con la puesta en escena de los Ballets Rusos de Diáguilev, diseñaba carteles publicitarios y cubiertas de catálogos, decoraba espacios y transformaba en objetos de deseo todo tipo de artilugios decorativos que encontraba en El Rastro.

Ya de vuelta en París, comenzaría a realizar sus primeros estampados textiles y abriría Maison Sonia, la réplica de su primera y exitosa experiencia madrileña. Ese mismo año participa en la Exposición Internacional de Artes Decorativas de París y se lanza en el mundo del diseño de moda. Experiencia que le duraría hasta la gran crisis del 29, tras la que comenzó a colaborar con los grandes almacenes Metz&Co diseñando telas siguiendo el patrón simultáneo que había creado. En el 37 participa con su marido en la decoración de los pabellones de la Exposición Universal de París.

Nunca abandonó la pintura y sus ansias de seguir experimentando con las nuevas tendencias y técnicas que iban apareciendo.

Era una mujer moderna y osada, y una artista todo terreno capaz de convertir a lo que no se le daba importancia en una obra de arte.

 

Exposición: Sonia Delaunay. Arte, diseño y moda.

Fecha: hasta el 15 de octubre

Lugar: Museo Thyssen-Bornemisza en Madrid

 

Helena Rohner ha diseñado una colección de joyería para le exposición Sonia Delaunay. Arte, diseño y moda.

 

Conversación entre Sonia Delaunay y Jacques Dutronc, cantautor y actor cinematográfico francés y marido de la cantautora y modelo Françoise Hardy, 1968

 

0 comentarios